29 septiembre 2010

Que me perdonen tus labios,


ayer les fui infiel,


y como dicen los sabios,


no hay que mentir ni ser cruel,




Yo, que jure amar tu sonrisa,


que prometi no fijarme en otra cosa,


ayer pase una mirada deprisa,


sobre tu mano mimosa.




Y es que no lo puedo negar,


me he enamorado de esas manos,


que se puede esperar,


si no

No hay comentarios:

El tiempo en Coslada...