28 noviembre 2011

Welcome to my life...

No es una entrada feliz, no es una entrada agradable, pero necesito escribirlo.

A veces creemos que actuando de una manera se puede proteger a la gente que se quiere. A veces por evitar que alguien se sienta desplazado se actua de manera equivoca. A veces se hace daño por querer hacer justo lo contrario.

Sabia que debia decirlo, pero no lo dije. Seria inutil decir que buscaba el momento perfecto, porque no lo habria ni lo buscaba si quiera. Me mantuve fiel a mi filosofia de "Prefiero sacrificar el todo en algo por lo justo en varias cosas". Y si, lo hice. Dosifique las entradas a las habitaciones de mi vida respetando a sus ocupantes, o al menos, ilusa de mi, crei que esa forma de actuar me daria mucho mas.

La realidad es que tengo carencias, de valores, de integridad, de educacion, de realidad y sobre todo, de cariño.

Quiza sea por eso que la busqueda de ese cariño, la necesidad de sentirme querida por la gente me impida hacer algo que creo que puede dañar la situacion de una persona. Quizas sea el miedo a perder todo ese cariño construido el que me impidiese decir la verdad.

Y no la dije, me calle y ahora toca asumir las consecuencias. Pedir perdon, decir como pueda que lo siento e intentar explicar lo que duele. Porque duele mucho. Porque te sientes mal primero, triste despues y sobre todo gilipollas.

Porque si, primero pense que era mala y luego me di cuenta que ni eso, ojala y fuese mala porque asi no me sentiria mal, la gente mala no se siente mal cuando hace algo erroneo, la gente mala lo hace por destruir, yo no quise destruir nada nunca, yo solo quise ser feliz. Bien es cierto que soy gilipollas y una imbecil, ya lo digo yo, sobra que me lo diga nadie. No se puede tener todo en esta vida, no se puede tener tanto cariño, al final estalla, te destruye y te mata.

Como se que leeras esto, te pedire perdon otra vez, se que no te sirve, tampoco calma mi conciencia. Solo espero que me creeas si te digo que te adoro y que pase lo que pase, decidas lo que decidas, siempre estaré ahi para ti.

Espero que tus sentimientos den pie a algo bueno, no como los mios que se empeñan en joderme la existencia.

* Notas de gilipollas extrema a personas normales.

No hay comentarios:

El tiempo en Coslada...