01 diciembre 2011

Cortar el cable....

Hay veces que me gustaria hablar con mis neuronas, me gustaria saber el nombre de cada una y saber cual es la que piensa de cada manera, me gustaria identificar a la que me esta matando poco a poco, estoy segura de que una de ellas es la que no me deja ser feliz, como mucho dos. A esa la cortaba yo sus axones y dendritas la dejaba seca, hasta que se muriese todo lo que lleva dentro.

Quizas sea precisamente esta neurona mi puñetero pepito grillo, es como una de ellas supiera de verdad lo que quiere y las demas se equivocasen todo el rato. La muy cabrona las da latigazos a las demas, para entrarlas en vereda, pero estoy segura que solo es una, porque si no se haria con todo el cerebro. Y no, solo es una parte de mi, una parte que me mata.

Ni siquiera he leido aun a Pandora hoy, ni siquiera he abierto la ventana para respirar, supongo que es que no quiero hacerlo, simplemente no me apetece una mierda respirar ese aire cancerigeno de la calle.

Empieza diciembre, trae la navidad, chorradas. Trae la misma navidad que todos los años, la navidad triste, la navidad absurda, la navidad que año tras año parece que sera buena y poco antes de que empiece se asegura su malevolo triunfo, me pone la miel en los labios y luego me la quita justo antes de empezar. Me da una esperanza y luego la quema delante mia, como aquel niño de la pelicula de El efecto Mariposa, que quema al perro delante de los demas. Asi es la navidad, cruel y dolorosa.

Empieza una era dificil, espero que al menos la estructura no se rompa mas, porque cuando dije "darme un punto de apoyo y movere el mundo" lo dije de corazon, pero me equivoque, no era un punto de apoyo, eran dos.

Ahora mi familia esta bien, mi trabajo es estable, mi mejor amiga esta feliz, he recuperado algun contacto importante, pero he perdido el calor del hogar.

¿Hasta cuando? No lo se, pero nadie puede obligarme a no cumplir este duelo, el duelo de perder una amistad.

Hoy es jueves... pero no se sonreir ya .

El tiempo en Coslada...